miércoles, agosto 4, 2021

Soledad Sevilla dona más de 60 obras al Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC)

No te pierdas

Soledad Sevilla, el reciente Premio Velázquez, el galardón más importante dedicado a los artistas vivos de España, Portugal y Latinoamérica, donado más de 60 obras – Entre pinturas, instalaciones, dibujos y maquetas que datan de 1975 a 2013 – al Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC), dependiente de la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico.

Respecto a esta donación -publicada hoy en BOJA-, el artista admitió que siente «muy conveniente, tanto por su hermoso espacio como por el funcionamiento de CAAC, con un gran profesionalidad y cercanía a los artistas. Además, quiero que mi trabajo se colabore con el trabajo de otros compañeros de mi generación que también han realizado donaciones como Gerardo Delgado».

Por su parte, el asesor Patricia del Pozo gracias al artista «su generosidad y excelente disposición a cooperar con CAAC y, por tanto, enriquecer el patrimonio artístico de todos los andaluces. «Es donación excepcional de un museo al que ha prestado especial atención durante más de diez años arte hecho por mujeres«, adicional.

Al respecto, Del Pozo -quien también felicitó al equipo de CAAC liderado por su Director- Juan Antonio Alvarez Reyes– anunció que «una selección de esta donación exclusiva de Soledad Sevilla se exhibirá en Córdoba desde Febrero 2021 en el Centro Andaluz de Creación Contemporánea (C3A), con especial foco en obras de mayor tamaño.

Soledad Sevilla, que siempre ha tenido estrechas relaciones con Andalucía vive entre granada y madrid, siempre se ha sentido muy cerca del panorama artístico sevillano y andaluz en general, ya que lugares como La Alhambra o El Rompido desencadena algunas de sus series más famosas. El año pasado, la CAAC organizó una exposición con algunas de sus principales instalaciones relacionadas con Andalucía y ya donó dos al centro de ellos. Ahora bien, esta primera entrega se ha ampliado muy generosamente.

La donación

El gran conjunto cede las piezas pintorescas se destacan que son en su mayoría obras de formato monumental. Cronológicamente, sería posible citar: «Apamea» (1999), un cuadro de más de 7 metros de largo y 2,5 metros de alto, que complementa otro de similares características que ya posee la CAAC y el tríptico «Apóstoles Blancos» (2007) del mismo tamaño grande. De la serie «Las cosas como eran» (2007/2008) ha donado 6 pinturas, 4 de las cuales son dípticos con una altura de 2,6 metros y una anchura de 1,7. Estas obras se basan en el paisaje de El Rompido y hablan, según el artista, «de nostalgia por la realización de lo perdido, pero también encontrado».

Aunque sin duda el grupo de pintura más compacto y con mayor volumen de regalos es el realizado alrededor Secaderos de tabaco La Vega de Granada y que participó en su exposición individual en 2012 en la Galería Soledad Lorenzo de Madrid. En esta exposición presentó dos grandes polípticos, que tituló «Altar (A y B)» ambos superan los 10 metros de largo y los 3 metros de altura. A ellos se suman otros en torno al mismo motivo, como los tres cuadros de 2×2 metros titulados «Canción gris».

En cuanto a las instalaciones, cuyo género es pionero y una de las exhibiciones más destacables, donó un total de 7, entre las que cabe destacar «Con un palito de punto» (2000), título inspirado en un verso de ‘Romancero gitano’ de Federico García Lorca: «Antonio Torres Heredia / hijo y nieto de Camborios / con un palo de punto / va a Sevilla a ver los toros». Esta instalación monumental se instalará en el museo en la primavera del próximo año como parte de una exposición colectiva titulada «Escultura extendida». También por su gran formato, de casi 20 metros de largo, destacan ‘El tiempo vuela’ (1998) y «Te llamaré una lista» (2005).

Además de pinturas e instalaciones, Soledad Sevilla ha dotado al museo de una amplia gama de maquetas para instalaciones, unos cumplidos y otros no excepto dibujos de gran formato, como las series de Belmont y Boston, ambas de 1982.

Finalmente, el artista también depositó en CAAC seis cuadros de su primera etapa de abstracción geométrica asociado al Centro de Cálculo, a principios de la década de 1970, un punto de inflexión en su carrera y en el arte español de la segunda mitad del siglo XX.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

2 × 3 =

Ultimas Noticias

Trabajadores de ingeniería de carrera confirmados para 2021/22

ÓRGANOS TÉCNICOS APROBADOS PARA LA CARRERA FEMENINA TEMPORADA 2021/22Los primeros entrenadores...

Mas Noticias como esta