viernes, marzo 5, 2021

Entonces lucharon contra las epidemias en el siglo XIX.

No te pierdas

Monchy, protagonista de ABP | Sevilla

El consejero delegado deportivo habló en Sevilla TV sobre las primeras horas tras la dolorosa salida de la Copa...

«Este acto contribuye a la dignidad de la memoria de las víctimas» [Presidente/Destacados]

Un total de 1.377 armas completas y 19 piezas básicas que permanecían bajo custodia fueron destruidas con la aprobación...

Jesús Aguirre defiende en el parlamento el fin de la subasta de drogas en Andalucía

Consejero de salud y familia, Jesús Aguirre, en su intervención en el Parlamento de Andalucía sobre la que informará...

Durante los siglos XV y XVI, Sevilla Se convirtió en la puerta de entrada y puerto de la India; el epicentro del comercio marítimo con América a la que llegaron y de la que partieron cientos de personas. La ciudad urbana, sumada a la mala salud de la calle y al escaso conocimiento médico, la convirtió en enfocar epidemias y plagas.

Sin embargo, fue a principios del siglo XIX cuando el auge de las comunicaciones comerciales con países que padecen enfermedades endémicas trajo consigo un mayor número de epidemias. Además de barcos, mercancías y personas, entraban por el puerto de Sevilla enfermedades desconocidas hasta entonces en Europa.

La historia del P. cómo ocurrieron estos episodios endémicos, así como las medidas adoptadas para frenar su propagación, se pueden encontrar en los documentos que el Archivo Histórico Provincial de Sevilla, Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico, exhibe durante este mes en la exposición Documentos de esperanza. Cómo salió Sevilla de las epidemias del XIX ‘.

La exposición, inaugurada esta semana por el Ministro de Cultura, Patricia del Pozo, revela las consecuencias del paso de enfermedades por la ciudad y las medidas tomadas por las autoridades para mitigar sus consecuencias documentos seleccionados lidiar con las epidemias de fiebre amarilla en 1880 y cólera mórbido en 1833, 1854, 1865 y 1885 a través del testimonio de Notario de guerra,, Fábrica de tabaco yo La Corte Real de Sevilla.

Certificado de defunción por fiebre amarilla, expedido en Gerena (1800). Empleado de guerra.

1800 fiebre amarilla, también llamada peste americana o vómito negro, devastó Sevilla al producir primer enfoque en la periferia de Triana y se extiende rápidamente al distrito de Los Humeros, y de allí al casco urbano. Junto con los atentados a la ciudad de Sevilla, y Cádiz Y. málaga, que extendió la epidemia a otras zonas de Andalucía en años posteriores.

Las autoridades pronto se hicieron cargo medidas higiénico-preventivas para proteger la salud pública y prevenir una mayor propagación de la enfermedad: los entierros están prohibidos en iglesias; Se han designado dos médicos para los distritos de Triana y Los Humeros; un hospital; en el mismo barrio un cementerio y la junta de salud brindó material y asistencia médica. Siguiente, las representaciones teatrales fueron suspendidas, tauromaquia y espectáculos públicos en general.

Debido a la progresión progresiva de la enfermedad, también está prohibida la comunicación entre barrios infectados y ciudades (como El Puerto de Santa María, Jerez y Cádiz); parte Hospital de sangre, actualmente sede del parlamento andaluz, como hospital general para pacientes epidémicos y cerrando la mayoría de las puertas de la ciudad.

los fe en la curación, utilizado para demostrar que no hay enfermedad contagiosa, era una condición para ingresar a las paredes, además de personas de áreas infectadas tenían que mantener una cuarentena adecuada en la enfermería extramuros. La fiebre amarilla trajo consigo una situación crítica en la que sufrieron las arcas municipales, falta de necesidades básicas y ayuda a los más necesitados. En el transcurso de meses, la epidemia diezmó alrededor del 18% de la población.

Entre los documentos de la exposición del Archivo Histórico Provincial de Sevilla en relación con la epidemia de fiebre amarilla, destaca acta de defunción Refiriéndose a Pedro Amselmi, quien fue traicionado por el párroco de la iglesia parroquial de Gerena a pedido de familiares: «… certifico que el 11 de noviembre fueron enterrados mil ochocientos cuerpos de Pedro Amselmi en el osario de esta Iglesia, un esposo quien era María Librada Jaén. Aquí murió de una infección, una mala ceremonia, aunque dijo que tenía algunos bienes en su país … «

1612369652652CYP ARCHIVO3dn

Decreto e informe sobre la epidemia de enfermedad cólera-mórbida en las ciudades de Sevilla y Cádiz.

El archivo también pone a disposición de los visitantes documentos del Fondo de Sevilla de la Real Audiencia, como un informe detallado emitido por una comisión especial de cólera y morbilidad. Real Academia de Medicina y Cirugía de Cádiz, que responde a la petición del obispado de esta ciudad de seguir enterrando cadáveres en el interior de la catedral.

Sin embargo, otra enfermedad contagiosa golpeó de nuevo a la población sevillana en el verano de 1833 y a finales de 1834. Rabia-morbilidad asiática, procedente del río Ganges en India, devastó amplias zonas de Europa y América, entrando en la Península Ibérica desde Oporto por el puerto de Vigo y desde el Algarve por Huelva.

Declarada epidemia en HuelvaSevilla pronto tomó medidas higiénico-preventivas para afrontarlo: limpieza de hogares y limpieza de calles, se prohibieron las reuniones y representaciones públicas, se cerraron los teatros y se suspendieron las corridas de toros, entre otras cosas. Sin embargo, el contagio llegó nuevamente al arrabal de Triana, por lo que se ordenó el aislamiento de la ciudad con la provincia y se crearon enfermerías.

Para prevenir la propagación de la enfermedad entre la población, cordón sanitario cruzando el Puente de las Barcas que conectaba el barrio con el casco urbano. Además, temporal hospital colérico y se estableció un hospital para epidemias pobres.

Documentación actual ‘Documentos para la esperanza. Cómo salió Sevilla de las epidemias del siglo XIX incluye normas higiénicas y sanitarias impuesta por autoridades como informes emitidos por órganos administrativos autoridades competentes o acciones concretas realizadas por entidades privadas en respuesta a enfermedades.

La exposición estará abierta de lunes a viernes de 9:00 a 14:00 horas en la sede del Archivo, ubicada en Calle Almirante Apodaca No. 4. Las personas interesadas podrán, además de visualizar los documentos originales de la exposición, obtener reproducciones digitalizadas de lo mismo en su sitio web, así como copias de documentos adicionales que complementen la exposición física.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

10 − dos =

Ultimas Noticias

Monchy, protagonista de ABP | Sevilla

El consejero delegado deportivo habló en Sevilla TV sobre las primeras horas tras la dolorosa salida de la Copa...

Mas Noticias como esta